Google+ Followers

Sunday, December 8, 2013

VETERANO DE ANGOLA SE DECLARA DESECHO HUMANO

 

Ayúdenme a redimir mi vida.

clip_image002[4]Evelio Osvaldo Núñez Angulo

Por: Valentín (Valentino) Balart. Agencia de Prensa Libre Avileña, A.P.L.A.

Morón, diciembre de 2013.- Así reiteraba decir el señor Evelio Osvaldo Núñez Angulo, que reside en Callejas 207.B, entre Padre Cano y Paquito Espinosa, aquí en la ciudad del Gallo, Morón,, provincia de Ciego de Ávila, cuando le escribió de forma directa a la señora corresponsal o reportera del periódico Juventud Rebelde a esta dirección: juana@juventudrevelde.cu con un testimonio que llevaba como titulo, DESECHO HUMANO CUBANO DE ANGOLA XX, donde le contesta a un articulo escrito por ella que se titulaba ¿De héroes a desechos humanos? firmado por Juana Carrasco Martín.

Evelio Osvaldo le pone textualmente en su misiva:

• Alegría me causo su escrito. La felicito. Pensamos igual.

• Usted hace justicia denunciando al gobierno norteamericano por usar sus ciudadanos en guerras y desecharlos posteriormente. Pensamos igual.

• Usted defiende el legado martiano de no ver con indiferencia un crimen para no ser cómplice. Pensamos igual.

• Pongo mis esperanzas en usted y le envío 19 escritos míos explicando mi condición de desecho humano cubano de Angola.

• Tengo muchos documentos oficiales que avalan mi condición de desecho humano.

• Tengo muchos documentos oficiales negándome la ayuda que me otorga la constitución y el código civil de la Republica de Cuba.

• Entonces Juana: ¿Verá con indiferencia este crimen?

• Soy fundador de la UJC (Unión de Jóvenes Comunistas), también soy fundador de la AJR (Asociación de Jóvenes Revolucionarios), MNR (Milicias Nacionales Revolucionarias), CDR (Comité de Defensa de la Revolución), tengo la medalla 40 aniversario de las FAR (Fuerzas Armadas Revolucionarias) y medalla de la alfabetización. Mire usted, Juana, mi situación 52 años después.

clip_image002Foto de Osvaldo Núñez en una caravana a municipios de la provincia de Huambo, Angola 1979

Este conmovido señor, como era de esperar, no obtuvo ni la mínima respuesta, de la desconcertada y perturbada periodista al servicio del socialismo, ya que sus palabras son como caracteres de mensajes que tienen un límite, que solo puede excederse, a las loas, alabanzas y adulaciones, que hacen a diario, al Castrismo con su reinante y preponderante poderío, con garras marxistas.

Ahora esa señora periodista oficialista, que se declaró de forma muy abierta, como una gran defensora de cualquier crimen, en cualquier parte del mundo, pero principalmente con nuestros vecinos más cercanos, los americanos como suelen llamarlos; inconveniente, se ha quedado totalmente muda, ¡Inverosímil, quien lo diría! Pero ella, la muy combativa y beligerante camarada revolucionaria, ha hecho un mutis total, y hasta quizás haya tratado de execrar, al tronado y asolado ex recluta, que hoy vive sin retiro y totalmente desamparado, por aquellos que un día lo empujaron a esa beligerancia, que a pesar de sus proezas en la lejana Angola, hoy sigue siendo también un desecho humano cubano de la guerra Angolana.

Muchos combatientes como él, hoy también padecen de esos males, motivos por los cuales deambulan por las calles de Morón como puros zombis, alcohólicos, psiquiátricos, desahuciados de la vida, sin un apoyo del PCC, (Partido Comunista de Cuba), la FMC (Federación de Mujeres Cubanas), los CDR, la FAR y el resto de instituciones que hay en este país que resulta interminable mencionarlas a todas, y esto lo reafirman los más viejos, que vivieron otras etapas de este país, que les ocurrió lo mismo por ser unos inexpertos y crédulos de todo aquel ensarte de demagogia creada, de forma beneficiosa y provechosa, para enaltecer y tratar de sacar de las penumbras, a la mutante y sigilosa, tiranía implantada en nuestra patria, por esos líderes de la consternación, de los años 60,70, 80, 90, y 2000 ¿Final?

Si esta periodista, no pudo dar respuesta al señor Evelio Osvaldo Núñez Angulo, y ni siquiera le contesto la misiva, quizás por órdenes superiores o por no caer de tan superior peldaño; entonces ya veremos, que nos depara las nuevas leyes venideras, que resultan ser siempre a favor del régimen y sus lacayos; la expectativa está viva aún, en espera del próximo año, para aquellos que se niegan a ser participes de atrocidades, como lo fueron las guerras de Etiopia, Angola, etc.

Si estos que fueron los soldados, puestos como carne de cañón, al servicio del gobierno cubano en el pasado, muchos de ellos jóvenes que no llegaban a los 20 años, en aquellos tiempos, y que también muchos perdieron sus vidas, en esas tierras lejanas, y los más dichosos que lograron regresar de esas contiendas, arribaron a su país con el síndrome de Angola: alcoholismo, esquizofrenia, paranoias, y todas estas adquiridas en esas conflagraciones Africanas. ¿Qué se puede esperar, para el resto que no participó tan activamente, en estas contiendas bélicas instigadas por el gobierno de la Isla?

Además si esto es el resultado o más bien el pago, y la gratificación socialista a esos guerreros, hoy por hoy tirados en su mayoría al abandono y el olvido por parte del gobierno cubano, ¿de qué habla esa periodista si su tejado tiene también, el techo de vidrio. .

O es que acaso Juana Carrasco Martín, no sale a la calle y ve a ese ejército de fantasmas de ex combatientes liquidados y dejados como se suele decir, en las astas del toro, y dudo que La Habana, está libre de ese pecado. La exhorto a que salga e investigue al respecto si es que la dejan, y de esta forma logre chocar con esa triste realidad y vea que resultan ser esos combatientes, algo más que despojos humanos, como da testimonio este afligido y entristecido partidario revolucionario, que hoy más que nunca, se siente muy indignado con el régimen.

Si este es el legado revolucionario, para los seguidores de sus arcaicas doctrinas, que les darán entonces a aquellos que por una posición religiosa como Testigos de Jehová, Metodistas, Adventistas, Pentecostales, Bautistas, Episcopales, Católicos y pueblo cristiano en general, que no son proclives a ser guerreros de nadie, incluyendo en esa lista los opositores y disientes que pululan en toda Cuba.

La pregunta es: para este grupo de personas, ¿qué hay, qué queda o qué le pertenece? Por eso hoy, ha quedado demostrado, que la doble moral imperante, no deja ver muy perceptiblemente, el alto índice de personas que llevan un carnet rojo en su mano, y en la otra una visa para escapar, de tanta tragedia y tedios, que solo martirizan cada día mas al pueblo sin esperanzas.

El robo, el fraude, la malversación, los defalco de todo tipo, son realizados principalmente por altos dirigentes, y cuadros del PCC, y no precisamente por la disidencia ni opositores, el desgaste y deterioro de ellos viene de dentro de sus corruptas entrañas, pero ha permanecido expuesto a la vista de todos, que este si resulta ser el verdadero legado de la revolución, dejado como era de esperar, para aquellos más astutos, que suelen sobrevivir con mañas, y lemas.

Entonces el pueblo oprimido y pensativo como Liborio se preguntará: ¿Qué quedará para el resto, que no ha hecho nada, ni tampoco lo hará, por una dictadura, que no brinda nada perdurable al pueblo cubano? Solo Dios lo sabe, y eso es, si la Seguridad del Estado no lo tiene preso ya, por saber demasiado.

Por eso Juana, trate de quitarse esos espejuelos, cuya armadura no es más que la Hoz y el Martillo, con unos potentes cristales rojos, que le están afectando el cerebro, al extremo que está viendo espejismos y no precisamente en un desierto, que se suelen ver oasis, sino más bien está usted, en unas catacumbas o huerto del señor, donde ve caras alegres y sonrientes.

Evelio Osvaldo Núñez Angulo depositó su esperanza en usted, sin embargo le dio las espaldas, a sabiendas de que él si era en realidad, un desecho humano cubano, producto de Angola, así que usted, sí que está cometiendo un crimen, y muy premeditado, de eso no nos queda la menor duda, y mucho menos de su doble moral, que es más que evidente.